martes, 11 de octubre de 2011

Libertades perdidas


Con mucho pesar y tristeza he terminado de leer el libro Vida y Destino de Vasili Semiónovich Grossman, un libro realmente brillante, en el se describe de forma desnuda la cruda realidad de la vida en la Union Sovietica para los tiempos de la segunda guerra mundial, se describe sin contemplacion las atrocidades de Stalin y la locura de vivir en una sociedad militarizada donde sus ciudadanos eran un numero mas y las libertades eran cosa de olvido. A traves de los relatos de sus personajes vamos viviendo las experiencias tan aterradoras donde la persona o el individuo no existen, todo queda en segundo plano porque lo primordial es el partido, la voluntad de Stalin y todos tratan de congraciarse y vivir esa realidad como normal, nadie tiene libertad de expresar lo que siente porque de hacerlo inmediatamente es aniquilado, destruido, desterrado a campos de concentracion, solo o con toda la familia.

Que tristeza me daba leer detenidamente esas paginas llenas de dolor, de injusticia, de torturas, donde se describen los metodos utilizados por la Policia Secreta( KGB) donde te incriminaban por algun delito que no cometistes y que a la final despues de tanta tortura terminabas aceptando un delito que nunca cometistes, terminabas firmando una declaracion donde te declarabas culpable de atentar contra el estado socialista. Que barbaridad, que brutalidad lo que se vivio en esa sociedad, en esa epocoa, el saber que existieron todas esas formas de denigracion y desprecio del ser humano, donde no se respetaban los derechos mas elementales de las personas, de los seres humanos.

En un regimen totalitarista, independiente de su origen ya sea de derecha o de izquierda, todos ellos a la final son iguales, responden con violencia, violan las libertades de sus ciudadanos, atropellan las leyes y se erigen los dueños y señores de la voluntad popular, utilizan la represion como una forma natural de calmar el clamor popular y destruir la voluntad de los que claman por la libertad.

Que viva la libertad que se logra con democracia, que se terminen los regimenes totalitaristas llamense de izquierda o de derecha, y que se acabe la corrupcion que anida en esos regimenes.

William Pavon
11-10-11

1 comentario:

  1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar